Experiencia Wonderful Indonesia: Yogyakarta


¿Qué tal, amantes del planeta Tierra? Continuamos con la tercera parte de mi gran viaje a Indonesia, organizado por el Ministerio de Turismo y que también podéis seguir, a través de redes sociales, por el hashtag #TripOfWonders.

Como os comenté en mi último post, tras coger dos aviones, nos desplazamos hasta Yogyakarta para continuar nuestra aventura. Esta gran ciudad está ubicada en la isla de Java y es conocida como su capital cultural. Al igual que ocurrió con los anteriores destinos, aquí pudimos seguir disfrutando de las tradiciones del país desde un nuevo punto de vista que, como no podía ser de otra forma, volvió a encandilarnos.

A continuación, ¡os cuento todo lo que hicimos!

Pic by Sasanti
Sasanti. Como llegamos por la tarde a la ciudad, nos fuimos directamente a cenar a este restaurante que ofrece comida típica de Indonesia, en un precioso patio con mucha vegetación, música en directo y fenomenal servicio.

Pic by Marriott
Marriot Yogyakarta. Otro magnífico hotel 5 estrellas con el lobby más grande que he visto en mi vida, extensas habitaciones, spa y una piscina que es impresionante observarla al caer la noche. Además, está pegado a un gran centro comercial donde puedes comprar de todo aprovechándote del cambio favorable de la moneda local.

Pic by me
Merapi Lava Tour. Al día siguiente, hicimos nuestra primera actividad cultural en Yogyakarta. Para ello, nos montamos en unos 4x4 para hacer el tour de la lava del volcán Merapi. Este volcán, cuyo nombre significa "montaña de fuego", ha entrado en erupción 69 veces en los últimos 500 años. De hecho, quizás te suene la última de 2010, en la que se evacuaron a más de 320.000 personas y 151 perdieron la vida. En este tour, además de admirar toda la belleza del monte Merapi, se pueden visitar algunas de las zonas más afectadas, así como un museo que trata sobre la última tragedia vivida y que se ubica en algunas casas derruidas que sufrieron el paso de la lava.

Pic by me
Malioboro. Posiblemente, la calle comercial más famosa de la isla de Java. Cuenta con multitud de tiendas y puestos de comida callejera que la convierten en una visita obligatoria para entender mejor cómo es el día a día de un habitante de la zona. Además de comer a precios de risa, aquí podrás comprar batiks (la prenda tradicional de Yogyakarta, con estampados muy locos) al mejor precio.

Pic by me
Borobudur. Este templo es el monumento budista más grande del mundo y te hará madrugar para vivir una experiencia inolvidable. Aunque puedes visitarlo durante todo el día, la gran recomendación es hacerlo antes de amanecer, para fliparlo desde su parte más alta mientras ves salir el sol por el horizonte. Muy top.

Pic by me
VW Safari por la zona. Como habíamos madrugado para ver el amanecer en el templo, seguimos aprovechando la mañana con un safari, en descapotables clásicos, que nos llevó a explorar las aldeas y pueblos de la zona. Esta actividad es igual de imprescindible que las anteriores y fue una de mis favoritas de todo el viaje porque se visitan zonas rurales con tan solo decenas de habitantes. Mirar a los ojos a estos aldeanos, es una sensación difícil de describir y es casi tan emocionante como la risa que te regalarán todos y cada uno de ellos. Además, en este particular safari se puede visitar una de los centros especializados en café de Luwak, uno de los más prestigiosos y caros del mundo.

Pic by Ullen Sentalu Museum 

Ullen Sentalu Museum. El plan cultural de nuestro viaje se completó con la visita a este museo que muestra reliquias y réplicas destacadas de la Cara Real de Java. Es otro plan interesante pero, personalmente, creo que es el más prescindible de todos los anteriores.

Pic by Mediterránea by Kamil

Mediterránea by Kamil. Pues sí, como su nombre indica, es un restaurante griego especializado en cocina mediterránea con un sorprendente toque vanguardista. Yummy.


Y así, con el estómago lleno, cerramos la tercera etapa de nuestro viaje para poner rumbo a Bali. Aunque los anteriores destinos me han encantado, creo que hasta el momento mi favorito es Yogyakarta porque es una ciudad menos caótica que Jakarta y se pueden realizar muchas actividades culturales alrededor de la misma. Para mí, es imprescindible visitar Malioboro y Borobudur. Si vas al templo, aprovecha y contrata un safari tour para visitar los pueblos de la zona, otra actividad imprescindible que seguro no te decepcionará.

Como siempre, ¡muchas gracias por leer y estad preparados para Bali, es una maravilla!


Artículo publicado por Javier Ollero para Rayas y Cuadros (www.rayasycuadros.net)
Todos los derechos reservados

Comentarios

Entradas populares