Un road trip con el Mazda 6 Wagon por la serranía andaluza


¿Qué tal, amantes de los viajes? Hoy en el blog os traigo un pequeño road trip que realicé durante las pasadas Navidades y que es muy recomendable para escapadas cortas de fin de semana. Antes de ampliar algunos detalles, os recomiendo que pulséis sobre el vídeo que tenéis bajo estas líneas para descubrir a modo de resumen cómo fue este viaje a bordo del nuevo Mazda 6 Wagon.


¿Ya lo has visto? Genial, si tienes alguna sugerencia para los próximos vídeos, no dudes en dejarme algún comentario en el vídeo o en este mismo post, ¡te lo agradeceré enormemente!

Como se ha podido ver en el vídeo de mi canal de IGTV, en este road trip viajamos de costa a costa atravesando las serranías de Cádiz y Málaga. Aunque estas provincias son más populares por sus zonas de playa, os recomiendo encarecidamente visitar ambas serranías porque albergan algunos de los pueblos más bellos de Andalucía. De hecho, el invierno y la primavera, para mí, son las mejores fechas para visitar ambas localizaciones porque el campo está verde y sus paisajes son preciosos.

La primera parada de este road trip fue en Zahara de la Sierra, un pequeño pueblo que está situado en una montaña y que destaca porque desde la lejanía se puede admirar su castillo, custodiado por las típicas casas blancas de la sierra de Cádiz, y rodeado por un gran embalse que casi rodea todo el pueblo. Por esta razón, si visitas este pueblo, será indispensable que acudas a la cima del castillo para admirar toda la belleza de la sierra de Grazalema.

Si uno observa en el vídeo las distancias entre el punto de partida y esta parada, observará que no hace falta quedarse a dormir para continuar. Como mi viaje comenzó entrada la tarde, sí que hice noche allí para disfrutar de la gastronomía y poder pasear tranquilamente por el pueblo a primera hora de la mañana. Los alojamientos allí son muy económicos y abundan las casas rurales con certificados de la Junta de Andalucía. A continuación, os dejo dos descuentos para que los utilicéis en función de vuestras preferencias:

Pincha aquí para conseguir 25€ de descuento en tu primera reserva con Airbnb.

Tomárselo con calma y hacer noche también puede ser una opción para desviarse un poco de la ruta y visitar pueblos ilustres de la zona como Olvera y Setenil de las Bodegas. En cuanto a la gastronomía, tienes que probar el queso Payoyo y comerte una buen chuletón de vaca retinta, te fliparán. De igual forma que en los alojamientos, los precios de la zona para comer serán igual de atractivos.


Ahora sí, con el estómago lleno, será el momento de partir hacia Ronda, la segunda parada de este road trip y que se encuentra ubicada en la serranía de Málaga. Esta localidad es mucho más grande que la anterior y su Puente Nuevo (sobre estas líneas) es un gran reclamo para los turistas que aterrizaron en la Costa del Sol. Por esta razón, los precios de sus alojamientos no serán tan económicos y te recomendaría realizar su reserva con mayor antelación.



No obstante, aquí también podrás comer por precios muy económicos en bares míticos con mucha solera. En este viaje, yo probé dos contrastes: empecé tapeando en el Lechuguita, mítico por sus decenas de tapas a 80 céntimos de euro (baratísimo, por eso no cabía un alfiler); y, seguidamente, acabé en Tragatá, el bar de Benito Gómez, un chef con estrella Michelin y que ofrece alta cocina con productos locales. Estas fueron mis dos elecciones pero basta con echarle un vistazo a Tripadvisor para descubrir que tiene una extensa oferta gastronómica (no descarto probar algún día el menú con estrella Michelin de Benito Gómez en Bardal).

Como he comentado anteriormente, el gran reclamo de Ronda es su Puente Nuevo y podrás admirarlo desde varios ángulos. El que tenéis en foto, fue desde abajo y accedí con el Mazda 6 Wagon a través de la carretera de los Molinos, un trazado un estrecho que no te será difícil de localizar en el GPS.

Tras disfrutar de Ronda, puse rumbo hacia Málaga con un pensamiento común: este trayecto hay que repetirlo con diferentes paradas. En la provincia malagueña también hay otros grandes pueblos de renombre como Antequera, y otros más pequeños como Árdales que es conocido, entre otras cosas, por su cercanía con el Caminito del Rey, ¡una excursión que pienso hacer muy pronto!

Y hasta aquí el resumen de mi pequeño viaje en carretera por las sierras de Cádiz y Málaga, si tienes alguna duda o algo que añadir, no dudes en dejarme un comentario.

¡Muchas gracias por leer y hasta la próxima!


Artículo publicado por Javier Ollero para Rayas y Cuadros (www.rayasycuadros.net)
Todos los derechos reservados


Comentarios

Entradas populares