Looks de Cine: Wall Street (1987) y Wall Street: Money Never Sleep (2010)

13:00


¡Amantes del séptimo arte! Bienvenidos de nuevo a vuestra sección favorita sobre cine. Como hace tiempo que no se publica en mencionada sección, hoy lo haremos por partida doble comentando la saga de Wall Street.


Wall Street (1987)


La película, dirigida por Oliver Stone, acaba de cumplir 25 años y está considerada un clásico del cine. Michael Douglas obtuvo un Óscar y un joven Charlie Sheen terminaba por asentarse en el estatus de superestrella de cine.



El filme se convirtió en un referente para dos sectores muy importantes como son la tecnología y la moda. El macro-teléfono-móvil que exhibe un poderoso Gordon Gekko (Michael Douglas) rompió moldes. Aunque parezca mentira, hablar con un "teléfono portátil" de aproximadamente 200 kilogramos (licencia exagerada de bloguero) era algo casi impensable. Sin ir más lejos, en una escena del filme, Gekko muestra orgulloso a Bud Fox (Charlie Sheen) una TV portátil (muy pero que muy cutre) y comenta "estamos entrando en una nueva era, chico". Viendo lo que hoy en día somos capaces de hacer con un smartphone, razón no le faltaba al hombre...

Tirantes de color      ZARA     12,95 EUR

Respecto a la moda, un complemento que veía sus días contados volvió a resurgir con fuerza. Dicho complemento fueron los tirantes, elegantemente llevados por los peces gordos de la Gran Manzana.
En los últimos años, aunque tímidamente, cada vez es más habitual el uso de este importante accesorio. Aunque extrañe al caballero, según el protocolo los tirantes son la opción más recomendada y apropiada para vestir elegantemente. El cinturón se recomienda para ocasiones menos formales.

            


Si hay alguien da lecciones de estilo en el filme es mr Gordon Gekko. En la imagen superior, como lucir varios estampados sin caer en lo ordinario. Su traje de raya diplomática combina perfectamente con su camisa azul de rayas, al ser ambas rayas de diferente grosor no existe solapamiento y cada parte queda bien diferenciada. Ahora se puede probar con un pañuelo y corbata con otro estampado, en color azul pero de una tonalidad más oscura, así  tampoco existirá sobrecarga. Por último, el cuello y puños en color blanco no hacen más que añadir sofisticación al traje. Genius Gekko.

Los tirantes se convirtieron en un sinónimo de poder para los peces gordos de Wall Street.
Camisas de corte clásico como esta no pasan de moda. Camisa Mirto (El Corte Inglés)  95,00 EUR

Charlie Sheen rodeado de tecnología punta especulando a lo grande. Camisa a rayas, corbata de topos y taza de los Lakers.



 Sin duda, un estupendo vestuario -diseñado por Alan Fluser-  que sirvió y sirve de referente para todo caballero amante del buen vestir.



Wall Street: Money Never Sleeps (2010)


Aprovechando la grave coyuntura económica que sufrimos, Oliver Stone dirigió esta secuela repleta de ambición, traición y falta de escrúpulos (aunque también moñería). Siguiendo el dicho de "segundas partes nunca fueron buenas", esta película no está a la altura de su hermana menor.


En esta segunda parte, los yuppies siguen vistiendo con refinados trajes aunque en esta ocasión bastante más entallados que hace 25 años. Los famosos tirantes ya no tienen esa distinción de poder y en varias ocasiones se aprecian una vestimenta bastante más relajada.


A menudo, el protagonista (Shia LaBeouf) aparece vestido sin corbata cediendo todo el protagonista a unas chaquetas de dudoso gusto.


Aunque cuando la ocasión lo merece se pone de manifiesto que los protagonistas saben vestirse de gala.


De nuevo, un envejecido Gordon Gekko vuelve a ser el maestro del buen vestir. Parece que en esta ocasión ha preferido acompañar sus traje de un elegante chaleco en lugar de unos tirantes.


Como comentamos anteriormente esta es la manera adecuada de combinar varios estampados en un traje.



Con esto ponemos fin al post del día, dos películas interesantes que pueden servirnos de ayuda para coger ideas a la hora de vestir con clase un buen traje. Unido a nuestro post de Looks de Cine: American Psycho , el estilo de los yuppies ya no tiene secretos para nosotros.

¡Coman palomitas!

Hasta pronto.


Historias relacionadas

0 comentarios